Victoria Arlen: De estado vegetativo a protagonista en «Bailando con las estrellas»

Victoria Arlen: Bajo la cultura de la muerte habrían propuesto eutanasiarla, pero hoy está viva y agradecida con Dios, a quien le atribuye su recuperación.

(LifeSiteNews) Es el poder de Jesucristo lo que llevó a una joven desde un estado «vegetativo» durante cuatro años a su recuperación casi total evidenciada actualmente en su participación en el programa «Dancing With The Stars».

«Dios es cien por ciento el que hizo la obra en Victoria», dijo Jacqueline Arlen, su madre. «Este viaje es lo más increíble que le ha pasado a nuestra familia».

Después de que Victoria Arlen pasó cuatro años en un estado «vegetativo», muchos en el centro médico la habían abandonado. Ahora está dando vueltas por un escenario y compite en el programa «Dancing with the Stars» de ABC.

El comienzo de su enfermedad

A la edad de 11 años, Arlen comenzó a mostrar signos de dos trastornos poco comunes que causaban inflamación en el cerebro y la médula espinal. Pero los médicos no pudieron descifrar qué sucedía.

Sin tratamiento, comenzó a perder función en sus piernas, luego en sus manos y brazos. No podía tragar y no podía pensar en las palabras que quería decir. En definitiva, su cuerpo se bloqueó por completo y cayó en un estado vegetativo permanente (PVS).

«Sin el conocimiento de mis seres queridos, estaba atrapada en un estado “vegetativo”, literalmente “encerrada” en mi propio cuerpo», compartió Victoria, «escuchando constantemente a los médicos decir a mi familia que era muy poco probable que sobreviviera y que si lo hacía sería un vegetal durante el resto de mi vida».

«Nunca supe lo valiosa que era la vida hasta que luego de haber estado perfectamente bien un día y en un abrir y cerrar de ojos me encontraba en una cama de hospital, incapaz de caminar, hablar, comer, moverme y luchar por mi vida», compartió Victoria en Instagram.

Dios fue su refugio y fortaleza

Criada por sus padres Larry y Jacqueline como cristiana, Jesús siempre fue parte de la vida de Victoria. Esa fe la trajo de la oscuridad absoluta de un «estado vegetativo permanente» (PVS) a las brillantes luces de una pista de baile de televisión.

Externamente PVS pero internamente consciente durante dos años, Dios era literalmente la única persona con la que Victoria podía comunicarse.

«Cuando estaba “encerrada”, no tenía a nadie más que a Dios que pudiera escucharla», explicó la madre Jacqueline a LifeSiteNews.

Epifanía

Durante su larga experiencia, en el momento en que estuvo más desesperada y a punto de rendirse, Victoria dice que tuvo «una epifanía» (que significa «una manifestación de Dios»).

«Le hice una promesa a Dios», reveló Victoria. «Si me das esta segunda oportunidad en la vida, te prometo que no perderé ni un solo momento».

Un momento crucial entre muchos fue cuando el sacerdote católico ugandés Fr. John Bashobora oró fervientemente por Victoria.

«El padre John Bashobora de Uganda oró por Victoria en 2009», agregó Jacqueline, «Sus oraciones formaron parte de su curación». El padre Bashobora lidera las cruzadas carismáticas de sanación y evita la publicidad.

«Realmente creemos que Dios estuvo ayudándonos durante todo el camino», agregó Jacqueline.

Comienza la recuperación

A pesar de estar completamente desahuciada, Victoria, salió lentamente de su estado, quedando solamente paralizada de la cintura para abajo. Con el apoyo constante de su familia, trabajó incansablemente todos los días con la esperanza de recuperar el uso de sus piernas.

Victoria Arlen en silla de ruedas

«Nunca perdí la esperanza y la visión de salir de esa silla», dijo Victoria.

Atadas a un arnés sobre una cinta de andar, los entrenadores de Project Walk movieron sus piernas con la esperanza de que de alguna manera la actividad constante estimularía la parte inferior de su cuerpo y así «despertara».

Como muestra la increíble historia de Victoria, funcionó. Sus largos años de intenso esfuerzo diario dieron frutos, y aunque todavía no puede sentir sus piernas, está compitiendo en Dancing With The Stars de ABC-TV.

Confiaba en el plan de Dios

Victoria Arlen

Como resumió Victoria en Facebook, «confiaba en el plan de Dios y creía en algo más grande, y estoy más que agradecida de poder estar aquí hoy, compartiendo mi historia».

Victoria afirma que su experiencia trajo una fe más profunda a su familia. «A través de este viaje, pasé de creer a saber», confió Jacqueline en LifeSiteNews, enfatizando que «está teniendo una relación con Dios».

Después de «despertar» y volver a aprender poco a poco las habilidades motoras, Victoria comenzó a compartir en las redes sociales en 2012. No solo quería ayudar a otros a superar obstáculos físicos, también publicó para fortalecer e inspirar espiritualmente.

Tratando de ser un ejemplo más que una predicadora, Victoria a menudo incluía una cita bíblica en sus publicaciones de Instagram. Una cita que describió como «Mi pasaje favorito que me ayuda a seguir adelante».

Es Filipenses 4,13, que dice: «Todo lo puedo en Cristo, que me fortalece».

Tanto Victoria como su madre dicen que toda esta tragedia ocurrió por una razón divinamente designada. «No elegiría esta vida», dijo Victoria, «pero no la cambiaría».

«Es todo obra de Dios», le dijo su madre a LifeSiteNews, refiriéndose a la curación de Victoria, sus triunfos en la natación paralímpica, su creciente fama como analista de ESPN, su competencia en DWTS y un libro sobre el «viaje».

Victoria firmó un contrato para publicar un libro en abril con Howard Books, la división basada en la fe de Simon & Schuster. «Locked In» y está programado para ser lanzado en mayo de 2018.

¿Y cómo espera Jacqueline que la historia de Victoria «impacte al mundo»?

«¡Tráelos a Jesús!» Exclamó Jacqueline. «so es lo que queremos hacer, llevarlos a encontrar la luz y el amor de Dios, dar fe y esperanza, y darnos cuenta de que no todo está perdido. Que puedes hacer todas las cosas a través de Cristo que te fortalece. Eso es lo que realmente queremos».

En otra de sus publicaciones de Instagram, Victoria enumera Efesios 3,20-21, que dice:

«A Aquel que tiene poder para realizar todas las cosas incomparablemente mejor de lo que podemos pedir o pensar, conforme al poder que actúa en nosotros, a él la gloria en la Iglesia y en Cristo Jesús por todas las generaciones y todos los tiempos. Amén».

No Comments Yet.

Leave a comment